La Huerta Vieja

La Huerta Vieja cuenta con varios espacios diferenciados en su restaurante. Se caracterizan por la experiencia que se ofrece en
ellos. Tanto gastronómica, como visualmente desde el interior hasta el exterior, pasando por la presentación del menú, el ambiente de dichos espacios, …

Se nos propuso crear 3 pizarras para realzar estas experiencias que en su interior “se cocinaban”. 1 pizarra por cada espacio.

Transmiten aquellas sensaciones que se van a vivir, reflejan su esencia. Y se van alejando poco a poco, como se pidió, de la gráfica con la que contaban hasta el momento.

Quisimos mantener el lado nostálgico que las ilustraciones realistas aportaban. Así que acudimos a ilustraciones en formato de grabados. Cada espacio tiene su historia, cada parte de los grabados, tienen su por qué. Sin dejar de sorprender en cada rincón.